Compartir

El Sistema de Transporte Masivo suspendió la operación de la ruta A2-1 Hipódromo hacia las 10:25 a.m. de este viernes 12 de enero, debido a los actos vandálicos registrados durante una protesta de mototaxistas a la altura de la carrera 30 con calle 30, en Soledad.

Los manifestantes bloquearon la vía hacia las 10:00 a.m. por lo que, inicialmente, la ruta A2-1 Hipódromo comenzó a operar con desvíos. Sin embargo, participantes de la marcha lanzaron piedras a los buses del Sistema, debido a lo cual, por recomendación de la Policía Metropolitana, se procedió a suspender la operación que pudo reactivarse hasta las 2:20 p.m.

Afortunadamente no hubo personas lesionadas en el segundo ataque que se registra contra esta ruta en lo que va del 2018, y en el que fue partido el vidrio panorámico del bus TM13018. Transmetro rechaza estas acciones que atentan contra la integridad de los usuarios y sus operadores.

La ruta A-21 Hipódromo moviliza alrededor de 1.800 usuarios diarios en promedio, que se vieron afectados por la suspensión del servicio durante cuatro (4) horas. Para la operación de esta ruta están programados siete (7) buses tipo busetón.

En 2017 se registraron 289 actos vandálicos contra el Sistema Masivo, de los cuales 209 fueron en Soledad y 80 en Barranquilla. En estos se reportaron 14 heridos (siete (7) usuarios, cinco (5) operadores y dos (2) auxiliares) y 207 buses con vidrios rotos. En lo corrido de 2018 se han presentado 9 casos de vandalismo, 8 en Soledad y 1 en Barranquilla.

Con respecto a la ruta A2-1 Hipódromo se reportaron 22 ataques en 2017, 9 en 2016 y 32 en 2015.

Compartir